VOLVER


RÍO SALVAJE

PARQUE NACIONAL DE YELLOWSTONE, EE.UU.

La cabecera del río Yellowstone es un paraíso natural. Picos nevados, lagos profundos, bosques tupidos configuran un paisaje tan espectacular que ya fue reconocido por las autoridades de finales del siglo XIX, al declarar dicho entorno como el primer parque nacional de los Estados Unidos.

Durante el invierno hace mucho frío en Yellowstone. Hasta -54º C se registraron en una ocasión durante los años treinta. Un clima excesivamente extremo para gran parte de los seres vivos del Planeta. Aunque es entonces, precisamente, cuando se obra el milagro de la vida en este parque nacional. Desde el corazón de la Tierra brotan numerosas fuentes termales que escalfan como un radiador algunas de las rocas y suelos de esta reserva natural.

Gracias a este calor, no solo algunas zonas de Yellowstone se convierten en hábitats donde refugiarse en esos duros días gélidos, sino que la emanación constante de agua calda garantiza la permanencia de ésta en estado líquido todo el año. Todo ello facilita la supervivencia de numerosas especies de flora y fauna y convierte Yellowstone en un ecosistema particular difícil de encontrar en otras geografías. Un monumento a la vida que se lleva preservando, con la mano del hombre, desde al menos 1872 cuando las leyes norteamericanas dictaminaron que esta recóndita meseta de las Montañas Rocosas, entre los Estados de Montana, Wyoming e Idaho, fuera el primer parque nacional de la historia.

Yellowstone es una verdadera ventana al origen de la Tierra. El parque es el techo de una bóveda volcánica subterránea de unos cincuenta kilómetros de altura en la que se concentran grandes cantidades de magma que necesitan liberar energía constantemente. Eso explica la espectacularidad de Old Faithful -uno de los geisers más impactantes que se pueden ver en el mundo- cuya fumarola tiene periodicidad más o menos constante de sesenta minutos.

Esta es tierra volcánica, en definitiva, y por tanto son habituales algunos pequeños movimientos telúricos y la exhalación de gases y fumarolas. Si bien es cierto que desde hace miles de años no se ha detectado erupción volcánica alguna, ni se espera en los próximos milenios.

La naturaleza fluye con el ciclo de la vida, y en verano es cuando más luce el parque; cuando las mínimas no bajan de 7º centígrados y las máximas jamás suelen llegar a los 30º C. Es un momento espectacular donde disfrutar de la divisoria de aguas de América. Fotografiar las cascadas que dan origen al río Yellowstone, que irán a morir a las puertas del Caribe, o acercarse a la cabecera del río Snake, que desemboca en el más cercano Pacífico. Ríos salvajes que quedan retratados para siempre jamás en el recuerdo del visitante.



LOS “MUST” F&S

  • El lago Yellowstone es el mayor lago de montaña de América del Norte. Es colosal y, en su mitad meridional, se ubica el cráter del volcán Yellowstone. En determinados puntos puede cruzarse en kayak o practicar el arte de la pesca de la trucha.
  • Disfrutar del amanecer junto al geiser más espectacular del parque, el Old Faithful, y descubrir más tarde las numerosas fumarolas y manantiales que emanan del corazón de la tierra. Sin olvidarnos de la pintoresca piscina natural de Morning Glory Pool.
  • Recorrer el impresionante cañón de treinta y dos kilómetros que el río Yellowstone ha ido surcando durante los siglos. Un desfiladero, de un color cobre anaranjado, que ofrece unas impresionantes vistas.
  • Observar las manadas de bisontes en el valle de Hyden, a primera hora de la mañana, y unirse a los rangers del parque en sus actividades de observación y control de rutas naturales.
  • Gozar de la naturaleza y la fotografía recorriendo a caballo una de las partes más hermosas del parque, mientras se busca la fauna característica: osos grizzlis, águilas, alces...
ASÍ LO VIVIÓ...

“Es un parque que se deja querer desde el primer momento: Old Faithful, Grand Prismatic Spring, las primeras horas del día en el valle de Hyden, las cascadas, el lago…” Inolvidable.

Mònica B.  Gerente, Matadepera 

HIGHLIGHTS



ÉPOCA IDEAL

Estos son los meses que recomendamos para viajar al destino teniendo en cuenta la climatología, intereses y eventos.


Enero
febrero
marzo
abril
mayo
junio
julio
agosto
septiembre
octubre
noviembre
diciembre


ACTIVIDADES RECOMENDADAS

Las actividades sugeridas marcan la esencia del viaje. Por supuesto, no son las únicas y pueden adaptarse al tipo de viaje que desee realizar.


1
1
1
1
1
1
1
1
1
1
1


TAMBIÉN TE RECOMENDAMOS

Proponemos otras alternativas que puedan ajustarse al viaje deseado. Tal vez otro destino, quizás un interés relacionado…






MIEMBRO DE:

a p T g
V V b ch
r th v f
r r

SUSCRÍBASE A LA NEWSLETTER



CONTÁCTENOS
Si tiene cualquier duda o cuestión referente a nuestros servicios, a la empresa o sobre su reserva, le rogamos se ponga en contacto con nosotros.

c/ Paris 207. 08008 Barcelona (España)
T. +34 932 178 300
F. +34 932 178 487
welcome@ferrerysaret.es

SÍGANOS EN

blog f i in y

CONDICIONES GENERALES
Nuestros viajes se rigen por unas condiciones generales adaptadas a la legislación vigente. No duden en consultarlas clicando aquí.